Historia

 

El año 1917 Geraldo Trinks, ante la curiosidad de la gente, decide abrir un kiosco en el Pasaje Guemes, en pleno corazón de Buenos Aires. Este espacio fue destinado a la venta de café, instalándose la primera máquina tostadora, hecho inédito en esa época. El local se ganó el corazón de la gente y fue quedando pequeño, por lo que se abre un segundo local y a la venta de café se agregó la de caramelos. Dos locales más se abrieron, y don Geraldo Trinks sintió la necesidad de dar un nombre a su marca. La elección fue BONAFIDE, ya que BONA significa Buena, y Fide es Fé, y esto es justamente lo que la empresa entrega a sus clientes. Con el tiempo se añadió la venta de chocolates y bombones de la mejor calidad, y el número de locales siguió creciendo. El año 1990, Empresas Carozzi compra Bonafide y comienza una nueva etapa para el negocio. Desde ese momento, casi la totalidad de los locales propios se convirtieron en franquicias y sus dueños se preocuparon de la expansión del negocio y sus líneas de producto. Así, en los últimos años, Bonafide ha abierto sus locales en Paraguay, Uruguay, Argentina y Chile. Hoy, la empresa cuenta con más de 200 locales y ha aumentado considerablemente su oferta de productos.

Mercado

Bonafide es una empresa en continuo movimiento que se adapta y anticipa a las demandas de los consumidores. La tradicional empresa argentina elabora y comercializa más de 200 productos de fuerte arraigo en la memoria emotiva del consumidor argentino. Desde 2003, también cuenta con una gran cantidad de locales innovados para recibir a sus prestigiosos clientes bajo un concepto que reúne productos de la más alta calidad y los más ricos sabores con un ambiente cálido y moderno donde poder disfrutarlos. Creada en Argentina en 1917, Bonafide es hoy líder en la elaboración y comercialización de café, bombones y chocolates, extendiendo su red en más de 200 locales.

Visión<a “>

Ser reconocidos por la calidad de nuestro café y chocolates, en un lugar donde se viven gratos momentos.

Valores

  • Valoramos a las personas y las respetamos integralmente.
  • Privilegiamos siempre la conducta honesta y nos comprometemos profundamente con la

Compañía

  • Administramos los recursos con sobriedad y eficiencia
  • Sentimos pasión por el trabajo bien hecho y por lo que hacemos